Inicio Novedades Peugeot i-Cockpit: La reinterpretación del puesto de conducción

Peugeot i-Cockpit: La reinterpretación del puesto de conducción

Peugeot i-Cockpit: La reinterpretación del puesto de conducción

Partiendo de la premisa de potenciar el Driving Experience característico de la marca, el PEUGEOT i-Cockpit surge del concept car SR1 en el año 2010 mostrando una singular arquitectura del puesto de manejo que hoy ya es un verdadero éxito con más de 5 millones de usuarios en todo el mundo.

Es la forma en la que PEUGEOT reinterpretó la ergonomía y la manera de relacionarse con el vehículo para lograr una conducción intuitiva con la incorporación inicial de un volante de diámetro reducido y el panel de instrumentos elevado.

El concepto del i-Cockpit® diferencia los modelos de PEUGEOT al romper con el tradicional concepto del puesto de manejo. En esta arquitectura, el panel de instrumentos elevado permite que la lectura de la información se efectúe por encima del volante, evitando desviar significativamente la vista del camino. El volante, de diámetro pequeño, está asociado a una dirección eléctrica asistida, lo que permite realizar maniobras muy fácilmente, aún con el vehículo detenido. El tercer pilar del i-Cockpit® está formado por una de las centrales multimedia más modernas del mercado.

NACIDO DE UN CONCEPT CAR

En 2010, el PEUGEOT SR1 presentó un PEUGEOT i-Cockpit® por primera vez. Este estudio fue la pieza clave anunciando el nuevo equipo de gestión de Estilo con el nombramiento de Gilles Vidal, inaugurando una nueva era del diseño de PEUGEOT.

Este nuevo concepto se vio materializado en Argentina en el año 2013 cuando se presentó el PEUGEOT 208. Una muestra que todos los CONCEPTS CARS PEUGEOT tienen un por qué.

A partir de entonces, todos los asientos de conducción de los concept cars de la marca se construyeron con un PEUGEOT i-Cockpit®.

COMPONENTES PRINCIPALES

  • Volante compacto para optimizar la maniobrabilidad.
  • Panel de instrumentos elevado (head-up) contribuye a la comodidad y a la seguridad del conductor ya que permite que la lectura de la información se efectúe por encima del volante, evitando desviar significativamente la vista del camino.
  • Pantalla táctil al alcance de su mano y en su línea de visión.
  • Una serie de teclas «toggles switches» que permiten el acceso directo a las funciones principales del vehículo.

El PEUGEOT i-Cockpit® ha logrado evolucionar en distintas generaciones de productos, pero siempre partiendo del confort y la ergonomía como concepto:

OJOS: la información cae dentro de la línea de visión del conductor y se coloca adecuadamente en su campo de conducción.

MANOS: los materiales son agradables al tacto, el ensamblaje está bien controlado y el tacto o los controles físicos están bien ubicados.

CUERPO: el conductor y el asiento se conjugan en un espacio que optimice distancias, confort y practicidad.

¿POR QUÉ ES EXITOSO?

Para diseñar el i-cockpit® de PEUGEOT, existen muchas reglas en términos de ergonomía, visibilidad y la arquitectura debe ser tomada en cuenta. Esto se puede resumir de la siguiente manera: ¿cómo garantizar que todos los tipos de cuerpo estén cómodos con la máxima visibilidad exterior?

Los datos antropométricos estudiados a escala global fue lo que guió a los diseñadores de la marca. No es realmente la altura del conductor lo que importa. De hecho, es su relación pecho-pierna lo que necesita ser evaluado. Por ejemplo, algunas personas tienen un torso más grande en comparación con la longitud de sus piernas. Esta distancia puede variar entre 87 a 98 cm, lo que tiene un impacto directo en el posicionamiento de su visión.

Estos datos antropométricos han permitido calcular el rango de ajuste de los asientos o volante para reforzar la sensación de estar en una cápsula y optimizar a bordo ergonomía, sea cual sea el tamaño del conductor.

El i-Cockpit® EN LA GAMA PEUGEOT ARGENTINA

Desarrollar el PEUGEOT i-Cockpit requirió diversos estudios de morfología en profundidad que se fue desarrollando junto con la gama de modelos PEUGEOT.

En la actual gama de modelos de la marca se pueden diferencias las distintas generaciones del i-cockpit:

  • 1ª generación i-cockpit: PEUGEOT 208 y SUV PEUGEOT 2008

Los sentidos de la vista y el tacto como fundamentos primordiales para reinterpretar el puesto de conducción.

La vista desde el panel de instrumentos elevado permite que la lectura de la información se efectúe por encima del volante, evitando desviar significativamente la vista del camino.

El tacto desde el volante de diámetro reducido que, asociado a una dirección eléctrica asistida, permite realizar maniobras muy fácilmente aún con el vehículo detenido.

Finalmente se incorpora una de las centrales multimedia táctil más modernas del mercado posicionada a la altura del panel de instrumentos y al perfecto alcance de la mano (“todo está ahí”).

  • 2ª generación i-cockpit: PEUGEOT 308 S

En este modelo que, además, fue elegido AUTO DEL AÑO en el año 2014 (COTY) se potencian las experiencias del tacto, la vista y también se suma el oído.

VISIÓN BINOCULAR. Los dos relojes del panel de instrumentos están más separados que en la generación anterior de i-Cockpit, lo cual optimiza la legibilidad de las agujas por encima del volante. Respondiendo a que el ser humano tiene una visión binocular, ambas agujas apuntan su recorrido hacia el centro.

SOFT TOUCH: Se incorpora una central multimedia con pantalla Táctil de 9,7” con botones virtuales de acceso directo que refuerzan el carácter intuitivo. En las versiones GT con caja automática EAT8 la experiencia se inicia desde el mismo sentido del tacto gracias al selector impulsional eléctrico de accionamiento simple e intuitivo que se complementa con las levas dispuestas detrás del volante.

SONORIDAD SPORT: en las versiones del 308 S GT y GTI amplifica aún más el driving experience con la función que se activa desde el botón SPORT. Esta función intensifica las sensaciones gracias a una sonoridad del motor amplificada y más deportiva, una instrumentación con iluminación en rojo y la presencia de datos como la potencia y el par utilizados, la presión de sobrealimentación y la aceleración longitudinal y transversal. La cartografía del pedal del acelerador es mucho más reactiva.

  • 3ª generación i-cockpit: SUV PEUGEOT 3008 y SUV PEUGEOT 5008

Porque la emoción sigue siendo uno de los valores principales de PEUGEOT, la evolución del I-Cockpit® desarrolló aún más las percepciones sensoriales.

Así como en su 1ra generación el acento estuvo puesto en el sentido de la vista y el tacto; la evolución a la 2da generación agregó el sentido del oído. Y en esta 3ra generación de I-Cockpit, PEUGEOT propone una experiencia amplificada de manejo.  Con solo presionar una tecla de los toggles switches el nuevo SUV PEUGEOT 3008/5008 dispone de un verdadero director de orquesta para apelar a los sentidos: el i-Cockpit® Amplify:

  • La vista, actuando sobre la intensidad de las iluminaciones de ambiente y el color en las pantallas;
  • El oído, con los parámetros de ambiente musical, el equipamiento de sonido y el sonido del motor;
  • El tacto, con los masajes multipuntos en los asientos (hasta cinco programas) y las texturas de sus materiales
  • El olfato, con un difusor de fragancias